Del Editor

{nomultithumb}

Contáctenos

Suscripción

:::::::::::::: Siganos desde su E-mail ::::::::::::: Ingrese su dirección de correo electrónico, y le haremos llegar actualizaciones del contenido de nuestro portal.:


RSS
Facebook

CASAS

Refugio nocturno para personas sin morada fija

Compartir

 

Rosario, octubre 2013: En la calle Marconi e Ituzaingo de la zona oeste de la ciudad de Rosario, en el conjunto de la Parroquia y Escuela Nuestra Señora de la Rocca de los Misioneros Scalabrinianos, funciona una obra social para personas sin morada fija. Esta obra empezó en 1982 por iniciativa del dinámico P. Jorge Berti. Se dedicaba a hospedar a mamás con criaturas proporcionando alojamiento, alimentación y ayuda para la salud y promoción en general. A lo largo de casi veinte años tuvo sucesivamente la ayuda de Cáritas, de la Fundación Fraternitas y de la Cruzada del Espíritu Santo, como también de algunos aportes oficiales. Pero el mantenimiento se hizo siempre más problemático, ya que la atención era de toda la jornada completa y durante los 365 días del año con la dedicación de un número siempre mayor de empleadas. Por lo tanto hubo que interrumpir este servicio y se buscó una alternativa menos compleja.

Por lo tanto en 2010 la obra se transformó en un refugio nocturno para mayores de 35 años , fundamentalmente para personas de la calle. Desde entonces la atención está dada exclusivamente por un grupo de voluntarios que hacen parte de la Asociación “Sol de Noche”. Ellos se turnan en el servicio que empieza de las 19,30 con recibir a la gente, control con los documentos, preparar la cena, ayudar los asistidos en la ducha y entrega de ropa. Por la mañana a las 6,30 los huéspedes se levantan, toman el desayuno y a las 7,30 se cierra el Refugio, ya que los voluntarios deben retirarse para ir a su trabajo. Otros voluntarios se prestan en otro horario preparatorio de comida, limpieza general y mantenimiento, como también en la solicitud de donaciones de elementos para comida, higiene etc. La capacidad del lugar es para 50 varones y 5 mujeres.

Casi ninguno de los asistidos tiene un verdadero trabajo, unos pocos solamente alguna changa. A media jornada buscan algunos restos de comida o en un comedor social cercano a la central estación de ómnibus. En la mayoría están afectados por el alcoholismo acentuado por dramas familiares, fracasos afectivos y abandono de la higiene.
Colateralmente se ha formado un pequeño grupo de voluntarios llamado “Sol del alma” que semanalmente antes del ingreso al hogar reúne a algunos de ellos en la contigua casa parroquial con un amigable té que mira a una terapia grupal, a un proceso de autoestima y un momento de de plegaria. Se contribuye así a disminuir los conflictos y a fomentar un mínimo de solidaridad. Además, estos encuentros sirven para orientar a una bolsa de trabajo. Si ellos llegan a sentirse útiles, han logrado el secreto para rescatarse. Durante el pleno verano el Hogar se cierra, ya que estas personas se adaptan a dormir en cualquier lado.

Son limitados los extranjeros y también los provenientes de otras provincias argentinas, pero en cuanto gente sin mora fija y ambulante en la calle pertenecen en un sentido amplio al fenómeno de la migración interna.

P. Luciano Baggio cs

 

 

FacebookRSS Suscripción

:::::::::::::: Siganos desde su E-mail ::::::::::::: Ingrese su dirección de correo electrónico, y le haremos llegar actualizaciones del contenido de nuestro portal.:


www.migranteshoy.org   -   info@migranteshoy.org   -  (571) 5879710   -   (571) 5879717   -   Carrera 5 N. 118 - 31    Bogotá - COLOMBIA

© 2013 CELAM Derechos reservados - Rights reserved
© 2012 Diseñado y desarrollado por:HemiSys LtdaHemiSys